domingo, 6 de enero de 2008

Campana sobre campana

Creo que ya he comentado por aquí el maravillosamente musical e increíblemente tocahuevos espectáculo de las campanas de la iglesia de Montequinto; básicamente se trata de un carrillón claramente pregrabado que difunden por unos bafles de discoteca bakala cada hora, con hermosas melodías como "tintontin" y "cagonlosmuertolaiglesia" radiadas cada hora.
Pues resulta que estamos en esas fechas tan entrañables, por lo que incorporan a la programación los greatest hits de esta época (villancicos, no temas de Beyoncé), y como quizás consideran que las familias no pasan el suficiente tiempo juntas han decidido dar el primer espectáculo campanero... a las 8:45h!!
Y por si alguien ha conseguido aguantar en la cama sin desvelarse hacen segundo, tercer, cuarto, quinto pase, una vez cada media hora hasta que consiguen taladrarte las meninges y hacer que te entren ganas de arrancar la barra de cortina, partirla por la mitad, envolver el extremo en tela previamente embadurnada en aceite, prender la mecha, reclutar a unos cuantos aldeanos furiosos para que recojan sus horcas y guadañas, y dirigirnos hacia allí cual horda Simpson encabritada...
.
En fin, menos mal que hoy tenemos el mundialmente famoso Asalto Al Wok y espero caer redondo, si no es por el lote de comer que sea por los mil gintonics que me pienso trincar. A vuestra salud!
.
PD: Ahí suenan otra vez... ganas de matar creciendo... ganas de matar creciendo...

1 comentario:

fandamia dijo...

jajajaj ya paso ya pasóo